Sostenibilidad y Logística

Sostenibilidad y logística

Una de las mayores preocupaciones tanto en empresas como en la sociedad se centra en  reducir la emisión de gases de CO2 y así reducir la Huella de Carbono que tanto nos inquieta a día de hoy.

Los datos fijan al transporte como el responsable directo del 24% de las emisiones de CO2, y las ¾ partes provenientes del transporte por carretera. Las empresas del sector logístico se enfrentan a un gran reto implementando medidas para llevar a cabo dicha reducción. (Fuente: documento Rumbo 2021 de Logistop)

Con un cliente cada vez más exigente en el plazo de entrega, la carrera por llegar el primero a destino ha empezado y muchas veces el cliente desconoce que una entrega más rápida tiene como consecuencia más emisiones de CO2.

Si a esto sumamos la alineación con la agenda 2030 a través de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, es momento de adoptar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos (ODS 13).

Iniciativas como Lean & Green están ayudando a empresas a disminuir las emisiones provenientes de la cadena de suministro. Actualmente esta plataforma europea cuenta ya con más de 600 empresas adheridas. Lean & Green ya es una comunidad europea líder en logística sostenible.

Y ahora viene la gran pregunta ¿se está realizando una logística sostenible? ¿Nos gustaría ser más respetuosos con el medio ambiente y traducirlo además en un ahorro de costes?

Las mejoras en materia de sostenibilidad son positivas para cualquier empresa, pero si además permiten reducir costes, es un win-win para todos.

Inteligencia Artificial y Medio Ambiente, grandes aliados

No existe una fórmula mágica ni una receta única, pero existen multitud de estrategias y acciones que tu empresa puede llevar a cabo para avanzar, y aquí te mostramos algunos ejemplos:

  • Optimizar las rutas de entrega para reducir las distancias recorridas y el consumo de combustible. 
  • Centralizar las entregas, reduciendo así los puntos de entrega, mediante el uso de taquillas o almacenes comunes en un vecindario, por ejemplo,  y reduciendo así el número de desplazamientos.  Para mantener el mismo servicio de entrega a domicilio, se puede optar por el uso de medios de transporte más pequeños y sostenibles dentro de la ciudad para hacer un segundo reparto entre la taquilla o punto intermedio (hub urbano) y el cliente final. No sería una solución aplicable a la problemática de última milla pero si estaríamos contribuyendo a ser más respetuosos con el medio ambiente.
  • Ser más eficientes en el llenado de carga de camiones reducimos no sólo el número de vehículos sino también las emisiones de CO2 en nuestro entorno.
  • Adopción de vehículos menos contaminantes.

Un aspecto clave para cualquiera de estas estrategias es medir los resultados, las apps de seguimiento y otro software que permite recoger y analizar esa información en tiempo real son un pilar fundamental de la solución.

¿Y qué podemos hacer con los datos reales de las empresas? Los datos reales de las empresas nos permiten crear escenarios para ver cómo podrían afectar algunos cambios sin tener que hacer estas recreaciones de forma real y consumiendo recursos.  Las decisiones deben basarse más en el análisis de los datos que no en la intuición.

Tecnologías como la Inteligencia Artificial (IA) pueden ser nuestras grandes aliadas para que nuestro negocio se comprometa a ser más sostenible y respetuoso con el medio ambiente.  Al mismo tiempo, nos puede ayudar a optimizar todo el proceso logístico de última milla, a mejorar la eficiencia de nuestros recursos y a ahorrar costes. La tecnología al servicio de tu empresa para planificar aquellas rutas que nos tengan menos tiempo en la carretera y que a su vez reduzcan el consumo de combustible.

Ha llegado el momento de llevar a tu empresa al siguiente nivel y hacerla más eficiente para un desarrollo sostenible.

Deja un comentario